Jugar con piedras es peligroso para tu perro

Aunque es una costumbre aún muy extendida, una piedra no es un `juguete´ adecuado para el perro. A veces estamos en el parque y para que nuestro perro corra y se entretenga, le tiramos algo que tenemos a mano: piedras o palitos. El perro se puede acostumbrar muy fácilmente a esta rutina, que puede ser extremadamente peligrosa para su salud.

¿Qué peligro hay en que mi perro juegue con piedras?

Todo, ya que permitir o fomentar que el perro ingiera o mordisquee piedras como parte del juego tiene todos los inconvenientes y ninguna ventaja para un ocio saludable.

Comer o morder piedras provoca heridas y rasguños en la boca del perro, que pueden desembocar en infecciones bucodentales, así como desgaste e incluso la pérdida de piezas bucales.

No obstante, el peligro más evidente y alarmante es que se trague las piedras, intencionadamente o no, lo que suele producir obstrucciones intestinales severas, y si no se actúa a tiempo, mortales.  Las piedras de forma o textura irregular producen heridas y desgarros a su paso por el organismo del perro (garganta y sistema digestivo) y las de superficie lisa, como los cantos, pueden ser muy fácilmente tragados por el perro.

Igualmente peligrosa es la acumulación, en el estómago e intestinos, de pequeñas piedrecitas, arena o gravilla que el perro puede ingerir al jugar con estos elementos.

 

¿Por qué a muchos perros les gusta jugar con piedras?

Por costumbre, ya que generalmente la causa principal de esta conducta es el hábito: a los cachorros les gusta mordisquear y jugar con cualquier objeto que encuentran en la calle como palos, piedras o ramas, y muchos propietarios creen que el el juego de tirar la piedra para que el perro la traiga no entraña peligro para su mascota. Además, es un tipo de juego que puede volverse `obsesivo´ para el perro.

¡Cuidado cuando juegas con palos con tu perro! Puede ser peligroso

Por el trastorno médico conocido como `pica´, que es un trastorno de fagia, en la que el perro siente el deseo compulsivo de lamer o comer sustancias que no son propias en la alimentación de la especie, como basura, excrementos, piedras, arcilla, arena, hierba o palos, entre otros muchos objetos o materiales.

Contacta con nosotros para saber qué pueden hacer los productos ARION para ayudarte a mantener la salud y el bienestar de tu perro.

perro juega piedra

Si tienes un cachorro, sigue en Instagram todos nuestros artículos y consejos para su salud, educación y bienestar.

Instagram de Arion: @arionpetfoodspain

 

Suscríbete a nuestro blog

Suscríbete por RSS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *