4 enfermedades de invierno en los perros

Con las bajas temperaturas y la humedad, los perros son más sensibles a contraer algunas enfermedades propias del otoño y el invierno. Los cambios de temperatura bruscos afectan al sistema inmunitario y aumentan la propensión a contraer algunas enfermedades víricas que afectan al aparato respiratorio. Procurarles algunos cuidados extra y prevenir estas situaciones de riesgo puede evitarle estas complicaciones, que suelen agravarse en el caso de los perros braquicéfalos, los cachorros o los perros de edad avanzada.

1 Bronquitis

La bronquitis es una inflamación de los bronquios (que forman parte de las vías respiratorias del perro) y aunque puede afectar a cualquier perro expuesto al frío y a la humedad, es más frecuente en los perros de razas de pequeño tamaño y en los de morfología braquicéfala, por la especial conformación de su aparato respiratorio; a menudo, en este grupo de perros la bronquitis suele concomitar con otras afecciones como el colapso traqueal o problemas cardiacos.

¿Tu yorkshire tose mucho? puede tener colapso traqueal

 

La bronquitis puede ser aguda (un episodio puntual, que, tratado correctamente y a tiempo, revierte en unas semanas y no deja secuelas en el perro) o crónica, que suele ser una de los trastornos respiratorios más frecuentes en los perros.

2 La `gripe´canina

El perro puede contraer la llamada influenza canina, una enfermedad vírica que sufren exclusivamente los cánidos. Esta no solo puede hacer que se sientan mal, sino que puede incluso resultar peligrosa para ellos.

Se suele manifestar en forma de estornudos, mucosidad o tos. Otros síntomas pueden ser cansancio, falta de apetito o fiebre, aunque hasta un 20 % de los perros que sufren esta enfermedad no muestran ningún síntoma.

La influenza canina es una enfermedad vírica muy contagiosa entre perros. El perro puede contraerla cuando un perro infectado tose o estornuda cerca de él. Dado que el virus también puede vivir en objetos, compartir juguetes podría ser también una forma de contagio. También es posible que nosotros actuemos como reservorios o vectores también, pues el virus puede sobrevivir más de 24 horas sobre nuestra ropa, por ejemplo.

La mayoría de los perros mejoran en un intervalo de dos a tres semanas. En principio se instaurará un tratamiento sintomático. Al igual que los humanos, los perros necesitan reposo y líquidos, además de un lugar tranquilo y a temperatura constante para recuperarse. Si, además de la infección vírica, nuestro perro contrae una infección bacteriana, nuestro veterinario puede prescribir antibióticos como parte del tratamiento.

3 La tos de las perreras

La traqueobronquitis infecciosa, conocida popularmente como tos de las perreras, está causada en la mayor parte de las ocasiones por una bacteria llamada Bordetella bronchiseptica. La mayoría de los perros que se infectan con Bordetella están afectados por un virus al mismo tiempo, que hace que los perros sean más propensos a contraer dicha infección. Se incluyen en este grupo, por ejemplo, el adenovirus canino, virus del moquillo canino, virus del herpes canino, o virus de la parainfluenza canina. Habitualmente el virus que concurre con la Bordetella en la mayoría de casos es el de la parainfluenza canina.

El síntoma clásico de la tos de las perreras es una tos persistente, contundente y seca.

Algunos perros con tos de las perreras pueden mostrar otros síntomas de la enfermedad, incluyendo estornudos, moqueo o secreción ocular. Es posible que aparezcan infecciones bacterianas secundarias, lo cual se traducirá en tos productiva y otros síntomas respiratorios, fiebre y secreción ocular. Si es así, el estado general del perro se verá deprimido, con pérdida de apetito y un nivel de energía disminuido.

La traqueobronquitis infecciosa es altamente contagiosa entre perros. Debemos mantener a nuestro perro alejado de aquellos que están enfermos o sospechamos que lo estén, del mismo modo que le aislaremos para evitar que contagie a otros. Para prevenirla, es importante la vacunación anual, bien mediante inoculación de la vacuna o por aplicación intranasal.

4 Neumonía

La neumonía es una inflamación de los pulmones que puede estar producida por diversos agentes como bacterias, parásitos, hongos, cuerpos extraños o alérgenos. Suele ser más frecuente en los perros todavía jóvenes y en los de edad avanzada, también afecta más frecuentemente a perros inmunodeprimidos.

Puede ser una enfermedad de alto riesgo para los perros si no se trata a tiempo.

Algunos de sus síntomas más comunes son:

-Estornudos, mocos, flemas y tos húmeda (por la presencia de líquido en los pulmones) y continuada

-Dificultad al respirar (disnea): la respiración del perro es rápida, como si le faltara aire, y emite sonidos mientras lo hace.

– Deshidratación

– Fiebre, apatía y pérdida de apetito.

Una alimentación que cuide su sistema inmune

Durante el invierno es más importante que nunca promover la fortaleza del sistema inmunitario de nuestro perro, para poder defenderse adecuadamente de las agresiones del frío y la humedad. Un pienso de excelente calidad con el aporte de proteínas de alto valor biológico favorece su salud ya que el sistema inmunológico del perro está basado en proteínas, porque los anticuerpos, responsables de las reacciones de defensa del organismo, son grandes moléculas proteicas.

Todo sobre las proteínas

Precauciones a tomar en invierno con tu perro

-Evita exponer al perro a las bajas temperaturas, corrientes de aire y humedad por espacios prolongados de tiempo.

-Mantenle abrigado durante los paseos si está en un grupo de riesgo (pelo muy corto, cachorro o edad avanzada, o sufre alguna patología que le predisponga a estas enfermedades invernales).

– Tener sus vacunas al día.

-No le expongas a cambios bruscos de temperatura.

– Si se moja durante el paseo, sécale totalmente al llegar a casa.

-Ante cualquier síntoma como tos, moqueo, dificultad al respirar o abatimiento, llévale al veterinario.

Este artículo es informativo, solo los profesionales veterinarios tienen la facultad de establecer diagnósticos y prescribir tratamientos. Te recomendamos que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier síntoma. 

Contacta con nosotros para saber qué pueden hacer los productos ARION para ayudarte a mantener la salud y el bienestar de tu perro.

Si tienes un cachorro, sigue en Instagram todos nuestros artículos y consejos para su salud, educación y bienestar.

Instagram de Arion: @arionpetfoodspain

 

Suscríbete a nuestro blog

Loading

Suscríbete por RSS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.