Los cachorros de razas grandes, ¿por qué tienen unas necesidades nutricionales específicas?

foto640x350

Llamamos razas grandes y gigantes a aquellas en las que los perros adultos alcanzan un peso de más de 30 kg. Estos animales terminan su crecimiento más tarde que las razas de menor tamaño. Por ejemplo, un Gran Danés alcanzará su pleno desarrollo entre los 18 o 24 meses, mientras que un Chihuahua ya lo ha hecho a los 6 meses de edad.

Existen, por tanto, grandes diferencias estructurales y metabólicas debidas a los distintos tamaños. Éstas justifican las variaciones, en cuanto a necesidades nutricionales, entre los perros pequeños, medianos y los grandes.

Hace no demasiado tiempo se tendía a pensar que lo mejor era que un cachorro completase su crecimiento lo más rápidamente posible, que estuviese fuerte y rellenito e, incluso, se solían prescribir pastillas de calcio para su “correcto crecimiento” o para que “levantase las orejas”. Estudios posteriores demostraron lo equivocadas que estaban estas prácticas. Hoy sabemos que para sus huesos y articulaciones es fundamental un crecimiento controlado, lento y armónico.

La prestigiosa veterinaria de la Universidad de California, Jennifer Larsen, publicó un trabajo en 2010 que confirmó que, una alimentación correcta y sana para cachorros de razas grandes debe ser moderada en su contenido de proteína y grasa, equiparable a un pienso de mantenimiento de un adulto, pero incluyendo unos adecuados niveles de calcio y fósforo y de vitaminas y minerales, muy diferentes a los que requieren los animales con necesidades de mantenimiento.

Banner_originaldog

Y ¿cuáles deben ser las característicasnutritivas para una correcta alimentación?

  • Proteína: lo realmente importante es su calidad y su contenido en aminoácidos. Por lo que respecta a la cantidad, su aporte debe oscilar entre un 26% o un 30% para asegurar un correcto metabolismo y desarrollo muscular.
  • Grasas: para los perros son la principal fuente de energía, no debemos sobrepasar un 14-16% para asegurarnos de que su concentración no es muy elevada y el crecimiento del perro es armónico. Si no fuese así, podemos correr el riesgo de acelerar el proceso del desarrollo y provocar sobrepeso.
  • Minerales y vitaminas (relación Ca/P): es muy importante mantener unos adecuados niveles de calcio. El aparato digestivo de los cachorros de razas grandes es muy eficiente en cuanto a la absorción de calcio. Su exceso puede provocar problemas osteoarticulares e interferir con la absorción de otros minerales tan importantes como el zinc o el manganeso, cuya carencia provoca graves deficiencias en el desarrollo. El ratio ideal es aportar un 1,2 por ciento de calcio y un 0,8 por ciento de fósforo, mientras que el nivel de vitamina D3, básica en el proceso de absorción del calcio, no debe ser nunca superior a las 2000 UI/kg.

Es fundamental, por tanto, tener en cuenta que, en el caso de los cachorros de razas grandes y gigantes, debemos evitar un crecimiento acelerado y una suplementación con preparados de calcio. El aporte de una dieta basada en una relación adecuada de minerales y vitaminas y calidad de proteína son también decisivos en su correcto desarrollo.

Por estas razones se recomienda utilizar un alimento específico para ellos, para conseguir un crecimiento óptimo, a una velocidad adecuada, y que satisfaga sus particulares requerimientos nutricionales.

Contacta con nosotros para saber qué pueden hacer los productos ARION para ayudarte a mantener la salud y el bienestar de tu perro.

Boton-Contacto

Suscríbete a nuestro blog


Suscríbete por RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *